21º H 77
San Miguel de Tucumán

Viernes 05 de Marzo de 2021

20/01/2021

Tucumán

Seguridad edilicia, sanitaria y salarial: las condiciones de los gremios docentes tucumanos para volver a las aulas

Luego de que el ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, anunciara que la idea es regresar a clases presenciales en marzo, representantes de los educadores públicos, privados y universitarios afirmaron que hay cuestiones a resolver. La necesidad de una recomposición salarial.


El pasado 13 de enero, el ministro de Educación de la Nación Nicolás Trotta visitó Tucumán, donde anunció y adelantó que las clases comenzarán en todo el país en marzo, con una modalidad “dual” que permitirá a los alumnos volver a las aulas y será combinado con clases virtuales, como lo fue todo el ciclo lectivo 2020.


El anuncio generó expectativas en todos los actores que componen la Educación: estudiantes, padres, docentes y gremios de todos los niveles educativos. Sin embargo, estos últimos, en una charla con eltucumano.com, dejaron en claro que para que los educadores regresen a clases, Provincia y Nación deberán cumplir con una serie medidas que van desde la situación edilicia de los establecimientos, tanto públicos como privados; la epidemiológica de ese momento y un ítem en el que todos coincidieron: una negociación paritaria que permita recomponer el salario docente.


David Toledo, titular de la Agremiación Tucumana de Educadores Provinciales (ATEP), explicó que para que las escuelas vuelvan a recibir a los estudiantes dependerá de la curva de contagios de coronavirus que las autoridades sanitarias informen en la fecha prevista para el inicio del ciclo lectivo. “Fuimos muy claros, ratificando y aclarando que lo primero que tiene que ocurrir para que llegada la fecha haya clases presenciales, es que deben estar dadas las condiciones sanitarias, total y absolutamente”, afirmó el representante gremial.


En ese sentido, Toledo afirmó que lo primordial será que se respete el protocolo que Nación aprobó a fines de julio pasado para la vuelta de la presencialidad. “Que todo esté como debe ser, condiciones edilicias, desmalezamiento, agua potable, elementos de bioseguridad necesarios. Otro elemento que sumamos es la vacunación de los docentes que nos permite inmunizar y garantizar la salud de los integrantes del sector educativo”, señaló.

David Toledo.- 

Sin embargo, lo anterior queda en segundo plano, si antes el Gobierno de Tucumán no convoca a una reunión paritaria. “Si se da todo esto, aún no alcanza para que nosotros digamos que comienzan y se desarrollan normalmente las actividades educativas en nuestra provincia en este 2021. Venimos de un año en que el Gobierno de Tucumán echó por tierra un acuerdo paritario, que nos ha dado un incremento salarial no acordado que ronda el 8%, cuando la inflación superó el 38% en nuestra provincia”, se quejó y dejó en claro que esperan un llamado de la Provincia para negociar: “De lo contrario no estamos en condiciones de garantizar el desarrollo de las actividades educativas este año”.


Bernardo Beltran, representante de los docentes privados, nucleados en el Sindicato Argentino de Docentes Privados (SADOP), coincidió con Toledo en que una actualización de los sueldos es el principal tema a resolver. “En 2020 la docencia tucumana no cobró un aumento y esto ya generó una pérdida del poder adquisitivo por lo que hay un malestar en el sector, por lo tanto la Provincia deberá hacer una recomposición significativa”, explicó a nuestro diario.

Bernardo Beltrán.-

Una vez apuntado esto, Beltrán afirmó que es prematuro, a 20 días de enero, adelantar que los docentes y alumnos regresarán a las clases presenciales debido a que la situación epidemiológica puede variar. Luego apuntó a la infraestructura de los colegios en Tucumán: “Si me preguntan hoy por hoy, hay colegios que no tienen ninguna condición para iniciar las clases, ni en una semipresencialidad. Tienen aulas muy chicas, no tienen patios o son cerrados o los baños no están en condiciones”, detalló y remarcó la necesidad de una mesa de diálogo y trabajo con los docentes, que de volver en una modalidad dual podrían tener una doble carga de trabajo ya que estarían frente al aula y de manera remota. “Esto se puede organizar pero hay que trabajarlo con tiempo y seriedad, no pedir que hagan eso y después algunos docentes se vean desbordados. Es importante generar una mesa para trabajar con estas cuestiones”, cerró.


Volver a la facultad

En cuanto a la educación superior, el Secretario General de la Asociación de Docentes e Investigadores de la Universidad Nacional de Tucumán (ADIUNT), Diego Toscano, negó que las condiciones para un regreso a clases presenciales esten dadas, cargó contra la falta de medidas de los gobiernos (Provincial y Nacional) y tildó de “fracaso” la modalidad virtual.


“Habría que diferenciar el sistema educativo provincial del universitario. En ninguno se tomaron medidas edilicias de infraestructura que permitan ni una presencialidad básica. Las escuelas y facultades están igual que en marzo del año pasado. No se hizo nada en todo el año para apostar a una presencialidad”, señaló Toscano. Y agregó: “El fracaso de la educación virtual ha sido tan grave y profundo que hoy tienen una crisis. El gobierno no ha invertido en recursos para garantizar una educación virtual”, remarcó.

Diego Toscano (al micrófono).-

“El Gobierno quiere establecer una suerte de normalidad. Poner a circular 15 millones de personas, entre estudiantes y docentes en plena pandemia. Que aprendan de donde ya pasó y donde fue un fracaso. Algunos de los casos como el de España, cuando se vuelve a la circulación masiva, el virus se potencia”, criticó el referente sindical cuestionando la posibilidad anunciada por Trotta. “Estamos ante un abandono general, ante una política en la que defienden la educación y la educación pública, pero se ha dejado que docentes y estudiantes carguen con el costo de la educación virtual sin que el gobierno ponga un peso”, se quejó Toscano que aseguró que los docentes debieron comprar instrumentos para dar clases: “La precariedad fue saldada por los propios trabajadores”.


Por último, sobre la vacuna, el referente de Adiunt se mostró de acuerdo con la campaña de vacunación, pero sembró dudas ante las proyecciones del gobierno nacional. “No le creemos que tenga la capacidad de adquirir la cantidad de vacunas necesarias. Se tiene que vacunar en general. La única manera de una vuelta a clases es que docentes, padres y estudiantes discutan y se garantice seguridad sanitaria”, finalizó.


“Hagamos proyecciones realistas”: la Decana de Derecho pidió mesura al hablar del retorno a las aulas

Fuente: Eltucumano.com

Recomienda esta nota:

Ranking